SIÉNTATE CONMIGO
  Sara (José Molina Torres)
 

 

 

SARA

JOSÉ MOLINA TORRES

 

Cada mañana sentado en un banco frente a la juguetería de la avenida principal del pueblo, Juan espera fumando un cigarrillo a que sus compañeros pasen a recogerlo para ir al trabajo. Mientras deja pasar el tiempo, su vista se recrea contemplando la variedad de juguetes que permanecen en el escaparate para despertar el interés de los transeúntes.

Una mañana, su mirada se quedó inmóvil admirando una muñeca ataviada con un bonito vestido, unos llamativos ojos azules y una rubia melena cubriendo sus hombros. Desde ese día y durante muchas mañanas en las que cada vez llegaba antes a su cita, la mirada de Juan permanecía clavada en los ojos azules de ese juguete que nadie se llevaba. En ocasiones no se daba cuenta de la llegada de sus compañeros hasta que un bocinazo le sacaba de su ensoñación.

Venciendo sus complejos, una tarde acudió a la juguetería para comprar la muñeca; al comprobar que no estaba en el escaparate, una punzada de desilusión se alojó en su corazón; cuando la dependienta le confirmó que ese juguete ya no estaba en la tienda se marchó envuelto en un poso de tristeza.

Esa noche tomando una cerveza con los amigos creyó que soñaba; mientras unos ojos azules permanecían extasiados en los suyos, su corazón comenzó a latir descontrolado y solo fue capaz de decir: !SARA!. Sara, con su mirada azul, una pícara sonrisa envolviendo sus labios y una tímida voz que apenas salía de su garganta, le susurró: ya no sabía que hacer para que te fijaras en mi, y pensaba que ya nunca serías capaz de ir a buscar a la muñeca de los ojos azules.

 

 
  Total visitas 546101 visitantes (1080025 clics a subpáginas)  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=